Santiago del Estero, Martes 18
Enero de 2022
X
Revista

Tiene el pene más largo del mundo y asegura que su vida es un infierno

Su miembro mide 48 centímetros y eso limita sus movimientos. Además, le provocó repetidos problemas de salud y no puede tener relaciones sexuales.

13/01/2022

Para algunos y algunas, importa; otros dicen que no. Hay de todo en la viña del Señor. Un hombre en México está más allá de esa discusión y podría enseñarnos algo. Tiene el pene más largo del mundo, pero su vida es un infierno.

Se llama Roberto Esquivel Cabrera y su pene mide 48 centímetros. Pero Cabrera no disfruta de su récord mundial, muy por el contrario lo sufre y ya no aguanta más.

El hombre, que tiene 55 años, y su enorme miembro, como era de esperar, se hicieron famosos aunque no pudo entrar al Libro Guiness de los récords, que todavía posiciona en primer lugar al actor Jonah Falcon, con sus 35 centímetros de longitud.

No obstante, la vida de Cabrera es un verdadero calvario. Su inmenso pene le impide caminar bien, agacharse y hacer ciertos movimientos. Además, no puede tener relaciones sexuales. Y el Estado lo considera "una persona discapacitada".

Las empresas no le brindan oportunidades y “dicen que me van a llamar pero nunca lo hacen”, le contó a Barcroft TV, que envió a un equipo de periodistas a investigar su caso.

También están los problemas de salud derivados del tamaño del pene, incluyendo frecuentes infecciones urinarias. Tampoco puede dormir boca abajo y debe atar su miembro al cuerpo para poder descansar de una forma placentera.

Su médico asegura que “lo mejor que puede hacer es tener un pene de tamaño normal para que no salga lastimado y para que pueda tener relaciones sexuales y tener hijos”.

El caso llamó tanto la atención que Barcroft TV envió a un equipo de periodistas para entender realmente el motivo de su enorme tamaño.

Los investigadores se pusieron en contacto con el doctor Jesús Pablo Gilmore, que examinó el miembro a través de una tomografía computarizada y descubrió que la verdadera medida es de 18 centímetros, y que el resto era solo prepucio y piel inflamada.

Los periodistas hallaron que el motivo se debe a las pesas que Roberto se colocaba en sus partes íntimas cuando era más joven para alargar el tamaño;, aunque él lo niega, pero un psiquiatra afirmó que él se lo contó.

Cabrera confesó que solo mantuvo relaciones sexuales una vez, en 1990, en Seattle, Estados Unidos. En cuanto a esa situación dijo que se encontraba tomando algo en un bar, cuando una joven se le acercó y después de conversar e intimar, terminaron acostándose.

Los investigadores también descubrieron que el hombre fue deportado de los Estados Unidos en los años 90 por, entre otras razones, exhibirse delante de niñas menores de edad.

Fuente: Clarín