Sábado 18
Septiembre de 2021
X
Mundo

Murió Jessi Combs, "la mujer más rápida del mundo" en un accidente

Perdió la vida en el desierto de Alvord, en Estados Unidos, mientras intentaba superar un nuevo récord de velocidad. Pretendía alcanzar los 996 kilómetros por hora con un automóvil de propulsión reactiva.

29/08/2019

La piloto estadounidense de autos Jessi Combs, considerada "la mujer más rápida en cuatro ruedas" tras haber establecido un récord de 640 km/h en 2013, murió en un accidente al intentar batir ese registro, informó este miércoles la policía.

Los servicios de emergencia fueron informados el martes que un vehículo equipado con un motor a reacción se había estrellado en el desierto de Alvord, al intentar batir un récord de velocidad, señaló en un comunicado el comisario del condado de Harney, en Oregon, oeste de Estados Unidos.

Los policías identificaron a la persona accidentada como Jessica (Jessi) Michelle Combs, de 39 años.

"Jessi Combs estaba muerta. Las causas del siniestro son desconocidas y son actualmente objeto de investigación", subraya el texto.

Ver esta publicación en Instagram

So I don’t know how to say any of this but it all needs said. I have never loved or been loved by anyone as much as this amazing woman @thejessicombs she was truly my unicorn and I enjoyed every single minute that I had with her. She was the most amazing spirit that I have ever or will ever know. Unfortunately we lost her yesterday in a horrific accident, I was the first one there and trust me we did everything humanly possible to save her!! I’m not ok, but she is right here keeping my going-I made her a promise that if this didn’t go well that I would make sure and do good with it, please help me with that, you are all going to see things on news please believe non of them.. we the family have drafted a release and it will come out today with more proper info, but I was just woke up by the media tracking me down and I need everyone of her true friends to do what she would want “take a deep breath, relax” and do good things with this. Please donate to nothing, I know there will be people try, we are finishing the documentary as she wished and the world will know the truth and her foundation will use those funds to do amazing things in this world and make her legacy live on properly. In the coming days her family and I will get the proper channels put together that you can then donate to that foundation but until you hear it from me wait please-I don’t want some asshole profiting off this (all ready had one try to sell us a video)... . . Love you all and thank you all for being such amazing friends to her, she dedicated her life to helping support others dreams and I promise I will continue that.

Una publicación compartida por Terry L. Madden (@terry_madden) el

La mujer, que participaba igualmente en varios programas de televisión en Estados Unidos, había decidido retomar en 2018 la conducción de su auto a reacción para mejorar sus resultados.

En días recientes, en sus redes sociales, había agradecido a sus seguidores por su "apoyo y lealtad", y, en otra imagen en la que se ve dirigiéndose a un vehículo en medio del desierto, escribió: "Puede parecer un poco loco caminar directamente hacia la línea de fuego ... los que están dispuestos, son los que logran grandes cosas. La gente dice que estoy loca. Yo les digo gracias".

Según sitios especializados, había superado los 680 km/h, pero su intento no había podido ser validado oficialmente en razón de un problema mecánico.

Combs se había fijado como objetivo superar la marca de la "mujer más rápida del mundo", en poder de la estadounidense Kitty O'Neil desde que en el mismo desierto de Alvord superó, en 1976, los 825 km/h a bordo de un vehículo de tres ruedas.